sábado, 29 de noviembre de 2008

EL INVIERNO (Giuseppe Arcimboldo)

Ya va haciendo rasquilla. Convendréis conmigo en que el invierno es más bien un estado emocional, una predisposición anímica a determinadas actitudes y rutinas. Poco importa el ciclo solar para todo eso. El invierno se ha colado ya dentro de mis venas, y curiosamente mi sangre está en el punto de ebullición justo, hirviendo como un guiso. Al fin y al cabo el rojo sangre es un color cálido. Invierno austral en los canales del cuerpo. En fin, que hoy me he despertado invernal, y me he sentido por un momento como esas naturalezas muertas antropomorfas del pintor Arcimboldo. Imaginaos con qué pelos me he levantado esta mañana...

23 comentarios:

Tropovski dijo...

¡Yo también me he levantado con unos pelos! ¡Como carámbanos! Qué frío. Corro por los pasillos de casa cada vez que debo cruzarla, mis gatos lo flipan y a veces se unen a mis carreras.

raúl quinto dijo...

Bienvenido a este lugar Tropovsky, aquí hace calorcito de vez en cuando, y cuanto más despeinada viene la gente más en casa se siente...

Lulú dijo...

Me gusta el invierno. Los días cortos, las noches largas,"la calma de la nieve cuando el alud termina"...
Sentir como la soledad late -entre estos cuatro muros- y se acelera leyendo versos
casi acierto a escribir las arritmias de mis noches de invierno...es solo tinta sobre las sábanas.

raúl quinto dijo...

Lulú, gracias por venir aquí de esa forma tan invernal. Además con la contraseña correcta ;)

eres la primera visitante que se me presenta citando un verso mío... ¡a mis brazos!

Anónimo dijo...

preciosa entrada, Raul yo tambien me levante igual. son dias asi para abandonarse...y tú que? besos adolfo

raúl quinto dijo...

adolfo, es bueno abandonarse si uno sabe dónde recogerse después... tengo los dedos morados del frío....

Anónimo dijo...

vaya yo ando con gas ciudad calentito!cuidado con los muñones!, ¿CONOCES VIAJE DE INVIERNO DE SCHUBERT? es una obra de musica clasica sobre vrtsos del romantico aleman wilhem müller.son versos desoladores con una musica mas turbadora aun. POCAS VECES SE CANTO MEJOR Y CONTO LA FRAGILIDAD HUMANA!ETELO RECOMIENDO!ADOLFO

Stalker dijo...

Bienvenido sea el invierno, y que nos pille con los pelos cardados y el corazón tatuado a fuego lento.

Adolfo, me encanta tu entusiasmo. Lo de Schubert es delicioso.

Blogger me pide: RASTRA

raúl quinto dijo...

adolfo, tengo que tomar muchos apuntes aún sobre música clásica, gracias.

stalker,ya sabes la tendencia jamaicanizante que siempre ha tenido blogger...

Stalker dijo...

Raúl, yo te echo una mano con esos apuntes de clásica, si quieres. Como decía el guerrero del antifaz, remoto héroe de la infancia: ¡voto a bríos!

raúl quinto dijo...

stalker,tuve que tomar unos cuantos (o mejor dicho, mendigar unas cuantas fotocopias) en la carrera. Lo que me falta es tiempo y me sobra pereza, pero las pistas que vais dejando Adolfo o tú no caen en balde...

Anónimo dijo...

stalker,me uno a tupropuesta,y gracias por tu amistad!
creo stalker que andan por ahi versiones del wintERREISE, por dieskau y peter schereier con richter sviatoslav y raul ademos creo que andres newman tiene traducccion libre de los poemas.besos adolfo

ana dijo...

a mí el invierno me gusta -en verdad me gustan todas las estaciones del año, con cada una de sus particularidades, me gusta ir sintiendo como cada estación va llegando y las formas de los atardeceres cambian y las noches, en el inviernos por ejemplo los atardeceres se aceleran pero en verano son tan largos, toda una lentitud de colores-. yo en invierno desarrollo una relación muy especial con mi pijama -este año en concreto tengo un pijama de mafalda que cada vez entiendo más y él a mí también- y además creo que en invierno el gato me quiere más.

bueno, voy a echarle un vistazo a arcimboldo.

p.d- aunque no tenga nada que ver con la entrada, querría preguntarte que tal es la carrera de historia del arte en la universidad de granada. ¿consideras que aprendiste mucho?, ¿qué te aportó mucho?.

un beso. blogger me pide twitene.

raúl quinto dijo...

Adolfo, echaréle un vistazo.

Ana, yo voy necesitando un pijama ahora que azota el frío, pero la costumbre me obliga a dormir sin él.

Historia del Arte en Granada, la verdad es que yo no aproveché mucho la carrera porque estaba más tiempo en asuntos literario-bareros. Pero hubo asignaturas que estuvieron bien, y como siempre, profesores-as que transmiten su entusiasmo y por tanto entusiasman. Objetivamente el plan de estudios deja de lado lo que para mí es más interesante: el arte contemporáneo y las "otras" manifestaciones artísticas (aunque este año han puesto una Historia del Cómic), en ese sentido veo más interesante el programa de la Complutense o la de Valencia (esta última es una pasada, al menos en cuanto a los nombres de las asignaturas). Después en el departamento hay como en todos, sus habas y sus cocidos. Tengo la sensación de que no me estoy explicando un carajo, si es así dímelo. Y por cierto ¿a qué se debe la pregunta? ¿quieres estudiar eso? ¿lo estudias ya?

ana dijo...

raúl, te has explicado perfectamente. mi pregunta vino motivada por lo siguiente: cuando yo terminé el bachillerato barajé la posibilidad de tres carreras, que fueron filosofía, filología hispánica e historia del arte, finalmente opté por filología pensando que como la literatura era lo que más me llamaba mejor estudiar filología hispánica -una lógica deductiva no muy acertada, puesto que la carrera precisamente no va sólo de eso, sino también de lengua, y además se centra sólo en literatura española y básicamente en todo anterior al siglo XIX-. siempre me ha quedado un poco la espinita de qué hubiera pasado con las otras carreras, si hubiera hecho filosofía e historia del arte, sobre todo historia del arte, que con el paso de los años me ha ido interesando más la cuestión, sobre todo, como a ti, lo referente al arte contemporáneo -aunque en el comic no estoy muy introducida pero obviamente también lo considero arte-. lo que pasa es que también ahora, a estas alturas -este es mi último curso en hispánicas- soy un poco escética respecto a las carreras universitarias, y creo más en un conocimiento autodidacta -pues al menos uno podrá centrarse en lo que le interesa y le hace temblar- que en el conocimiento que te ofrecen las instituciones académicas. a veces pienso, de manera un poco idílica, que podría empezar el año que viene otra carrera, pero cuando reacciono y pienso en que es mejor el autodidactismo y sobre todo recuerdo que no tengo ni un duro y que el ministerio no me va a pagar otra carrera, me parece que tendré que lanzarme de cabeza al mundo del opositor.

un beso, y gracias por responder a mi pregunta.

p.d- yo también prefiero prescindir del pijama pero en invierno hace demasiado frío y más si una no dispone de compañía todas las noches.

Sergio dijo...

Bella entrada, Raúl. A mi me encanta el sol del invierno, comprensivo siempre. Como este cuadro en medio de la lluvia.

Un saludo.

Stalker dijo...

Desde mi punto de vista, los estudios universitarios en este país (no sé en otros) son una absoluta pérdida de tiempo desde la perspectiva del crecimiento interior. Sólo sirven para tener un título y listo.

Aprender es algo que uno tiene que hacer por su propia cuenta.

Mi experiencia fue desastrosa: estudié periodismo en Málaga cuando los números clausus eran altísimos. Quizá por inconsciencia o cierto elitismo provinciano (yo tenía un 9 de media, y la nota mínima para entrar en esa facultad era de 8 u 8,25), me matriculé ahí. Apenas cuento un buen profesor, un profesor realmente excelente, en toda la carrera: y no era de licenciatura, precisamente, sino de las asignaturas de libre configuración: Teoría de las artes y Pensamiento oriental, ambas impartidas por Chantal Maillard, y aquello cambió mi vida, como la de todos los que asistimos a aquellas maravillosas clases.

Lo demás fue plomizo, irrespirable. Y a los más jóvenes les toca Bolonia, con la semi-privatización de la universidad, la titulitis aguda y el regreso a los privilegios de cuna (sólo la gente de pelas podrá pagarse los másters en el extranjero, que serán la moneda de cambio en el nuevo sistema). En fin, qué os voy a contar.

Ya no os pasáis por mi blog, pero he dejado una entrada que está muy bien (¡por el vídeo, no por la entrada!!)

Abrazos

raúl quinto dijo...

ana, ser autodidacta está bien, pero siempre se necesita una guía o una contraguía, digamos que la facultad puede funcionar en ambos niveles.

sergio, el sol de invierno está muy bien, pero mucho, es como un respiro cuando uno alcanza un triste rayo entre los edificios.

stalker, ya me paso por tu blog, no sufras ;)y tienes razón en muchas cosas, y por lo cuentas, ¿no va a ser que te enamoraste de tu profesora? es curioso cononcer la genealogía de tu admiración por Chantal. un abrazo y voy a ver ese vídeo.

Stalker dijo...

Querido Raúl:

todos en clase estaban enamorados de ella.

Aparte de ese detalle, los que asistieron a sus clases no las han olvidado.

salud

blogger me pide BILLANTI

Lucita dijo...

a mi el invierno me cruje dentro y se hace una maraña de luces y sombras, en esos dias nublados, sin poca previsión de animo...
en fin, el invierno y yo con estos pelos...
creo que el dia 10 trabajo por la tarde....ya me diras hora a ver si puedo cambiarlo.....
saludos calurosos

raúl quinto dijo...

lucita, es a las 19:30h... espero que puedas pasarte.

ana dijo...

qué envidia, ya quisiera yo que me hubiera dado clase chantal maillard y no el soso del garcía montero o juan carlos abril...

Stalker dijo...

Querida Ana:

te aseguro que es la única cosa en la que puedes envidiarme...

Abrazos