jueves, 11 de septiembre de 2008

HOMBRE Y MUJER DEAMBULAN POR LA BARRACA DEL CÁNCER (Gottfried Benn)



En 1912 el poeta Gottfried Benn escribió los poemas de Morgue, libro que resulta radical incluso hoy día, y que, en la órbita del útimo expresionismo alemán, poetizaba las experiencias del autor como médico. Aquí unas palabras del propio Benn sobre la génesis del libro: “Cuando escribí Morgue (…) era de noche, vivía en el noroeste de Berlín y había tenido un curso de disección en el hospital de Moabitter. Era un ciclo de seis poemas que surgieron todos en la misma hora que brotaron de golpe, que llegaron: poco antes no existía nada de ellos; cuando terminó ese letargo, estaba vacío, hambriento, tambaleante: volvía a emerger dificultosamente del gran agotamiento.”

En La flor de la tortura hay un poema llamado Morgue, está protagonizado por Benn y la escritura de uno de los textos de su libro, el que abajo transcribo y da título a este post. Los versos que uso en mi poema son de esta traducción de José Manuel López de Abiada, de 1981.


Recientemente una coalición de la que sólo se pueden esperar buenas noticias (El Gaviero y Zut) sacaron a las librerías, por fin, una traducción íntegra de Morgue, cortesía de Jesús Munárriz. Benn y Morgue son dos de las piezas que forman el rompecabezas de La flor de la tortura, posiblemente vaya incorporando a este blog alguna entrada sobre las demás piezas (Malevich, Joseph Beuys, Mallarmé, Huidobro, el genocidio de Ruanda, etc.). Incluso, si así me lo pedís, puedo colgar mi poema Morgue, para que veáis qué estropicio le he hecho al pobre Gottfried..


----



HOMBRE Y MUJER DEAMBULAN POR LA BARRACA DEL CÁNCER



El hombre:

Está hilera son vientres descompuestos

y esta otra pechos putrefactos.

El lecho apesta al lecho. Las enfermeras cambian cada hora.


Ven, tira tranquilamente de esta manta.

Mira este grumo de grasa y de secreciones podridas,

antaño tuvo sentido para un hombre,

y fue también borrachera y terruño.


Ven, mira esta cicatriz en el pecho.

¿Notas el rosario de blandas cuentecillas?

Palpa tranquilamente. La carne es blanda y no duele.


Esta de aquí sangra como treinta cuerpos.

Nadie tiene tanta sangre.

A esta otra acaban de extraerle

un niño de su vientre cancerado.


Se les deja dormir. Día y noche.- A los nuevos

se les dice: aquí se duerme hasta que se sana.- Sólo los domingos

se les despierta un poco, para las visitas.


La pitanza es ya escasa. Las espaldas

están en carnes vivas. Ves, pues, las moscas. A veces

la enfermera los lava. Como se lavan los escaños.


Aquí ya se hincha el campo en cada yacija.

La carne se allana en tierra. La brasa se consume.

La linfa se dispone a correr. La tierra llama.



[de Morgue, 1912]

12 comentarios:

eme dijo...

Gracias por el descubrimiento

marco antonio raya. dijo...

es como una fotografía de joel peter witkin.
me encanta que desvele los afluentes de su aqueronte, mr q. :)

estuve buscando su libro en alibris. agotado, por supuesto... :)

raúl quinto dijo...

eme, gracias por pasar por aquí.


marco, bienvenido a este blog, como si fuera tu propio infierno, adelante. me hace gracia que menciones a Joel Peter Witkin pues es otra de las fuentes y de las presencias de las que brota La flor de la tortura. Qué crack.

y lo de alibri es una buena noticia, menos mal que en BCN hay más librerías...

luna dijo...

muy bueno G.B.




un besito

marco antonio raya. dijo...

hmmmm, y quizá (o quizá no) le falta por conocer a nebreda. le mandaré mi trabajo de psiquiatría sobre este fascinante fotógrafo.

en cuanto a la secuencia de búsqueda quintiana, te cuento la secuencia: voy librería por librería, buscándolo, primero repaso los libros, luego pregunto. es como si construyese la casualidad de encontrarte la siguiente es la central del raval, cómo no.

seguiremos informando.

y sí, me quedaré por aquí, vertigueando. :)

Stalker dijo...

Joder, Raúl, extraordinario Benn, uno de mis poetas favoritos.

A ver si pones tu Réquiem y no nos dejas con la miel en los labios.

Salud.

raúl quinto dijo...

marco, david nebreda es lo más radical que se puede uno topar, repele lo mismo que atrae, como Witkin o los accionistas vieneses, pero con el plus retorcido, de romanticismo extremo que da la figura del fotógrafo, su absoluta verdad. Muy fuerte. Espero que no te de por seguir su estela.

Ya me terminarás de contar esa odisea por las librerías buscándome, como te descuides me encuentras a mí en persona en una estantería. Y sí, let vertigueo.

stalker, Benn es de los buenos. No tengo ningún Réquiem, el poema Benniano se llama Morgue, si te refieres a ese.

Stalker dijo...

Perdón, Morgue, pues...

Raúl, tus libros es verdad que no se ven. En Barcelona al menos nunca he visto ninguno tuyo. Esas distribuidoras...

raúl quinto dijo...

Luna, un beso para ti también.

Stalker, eso que me dices es extraño, teniendo en cuenta que tanto DVD como La garúa son de la zona... puede ser que libreros y distribuidores tampoco confíen en mi talento. También es verdad que La piel del vigilante tiene 3 años ya editado,las novedades mandan. Grietas puedes pedirlo si no está ya en Catalonia o Laie. Y lo más raro es lo de "La flor.." pues es la novedad y Renacimiento llega bien a muchos sitios. Seguid informándome de estas cosas por si hay que dar algún toque de atención. saludos.

marco antonio raya. dijo...

informatio veritas: en la central ni lo tienen aún en lista. me extraña, porque es la que desde mi punto de vista es más fiable (junto con alibri, donde estaba agotado). finalmente lo encontré en la casa del libro, bastante manoseado a mi pesar, pero único.
en cuanto a nebreda, no puedo seguir sus pasos, ya que no soy psicótico. te mandaré el trabajo que hice sobre david, para que veas un auténtico proceso de construcción de identidad a partir del no-ser.

un abrazo torturador. ;)

Condesa Morfina dijo...

Recuerdo el impacto que me causó descubrir a Benn, tras venir recomendado por un amigo. A pesar del tema nunca me ha resultado morboso, será porque me gusta que todo tenga derecho a su propia voz, a su sitio.
Saludos

raúl quinto dijo...

el morbo sin arte no es nada, y Benn como otros lo que hace es producir una impresión estética, aunque el ángulo y el foco sean poco habituales.

bienvenida condesa.